Guarda Y Custodia

La guarda y custodia en las leyes de Argentina se refiere a los deberes y facultades de los progenitores en la vida cotidiana de sus hijos. Puede ser ejercida por uno o ambos progenitores, de manera alternada o indistinta. Existe el deber de comunicación y la posibilidad de planear el cuidado personal a través de un acuerdo o plan de parentalidad. En casos excepcionales, un pariente puede tener el cuidado personal de los hijos.

Índice de Contenido
  1. ¿Qué es la guarda y custodia?
    1. Modalidades de ejercicio de la guarda y custodia
    2. El deber de comunicación
    3. Consideraciones legales en la determinación de la guarda y custodia
  2. El plan de parentalidad
  3. Casos excepcionales
  4. Conclusión
  5. Preguntas Frecuentes
    1. 1. ¿Qué es la guarda y custodia en las leyes de Argentina?
    2. 2. ¿Cuáles son las modalidades de ejercicio de la guarda y custodia en Argentina?
    3. 3. ¿Cuál es el deber de comunicación entre los progenitores?
    4. 4. ¿Qué factores se consideran en la determinación de la guarda y custodia?
    5. 5. ¿Qué es un plan de parentalidad?
    6. 6. ¿Puede un pariente tener el cuidado personal de los hijos en casos excepcionales?
    7. 7. ¿Qué sucede si los progenitores no llegan a un acuerdo sobre la guarda y custodia?
    8. 8. ¿Puede modificarse el plan de parentalidad?

¿Qué es la guarda y custodia?

La guarda y custodia se refiere al conjunto de deberes y facultades que tienen los progenitores en la vida cotidiana de sus hijos e hijas. Anteriormente, se conocía como "tenencia de los hijos". Si los progenitores viven juntos, ambos tienen los mismos derechos y obligaciones respecto de sus hijos e hijas. Sin embargo, cuando los progenitores no conviven, el cuidado personal de los hijos e hijas puede ser ejercido por uno o por ambos progenitores. A este último se le llama cuidado compartido.

Modalidades de ejercicio de la guarda y custodia

Existen diferentes modalidades de ejercicio de la guarda y custodia en Argentina. Estas modalidades determinan cómo se distribuyen las responsabilidades y el tiempo de convivencia de los hijos e hijas con cada progenitor. A continuación, se detallan las dos modalidades más comunes:

Cuidado compartido alternado

En esta modalidad, el cuidado personal de los hijos e hijas se comparte de manera alternada entre los progenitores. Esto significa que los hijos e hijas pasan períodos de tiempo con cada uno de los progenitores. Por ejemplo, pueden vivir una semana con uno y otra semana con el otro progenitor. Esta modalidad busca garantizar una convivencia equilibrada con ambos progenitores.

Cuidado compartido indistinto

En esta modalidad, el hijo o hija reside en el domicilio de uno de los progenitores, pero ambos progenitores comparten las decisiones y se distribuyen las labores relacionadas con el cuidado personal. Por ejemplo, el hijo o hija vive con uno de los progenitores, pero el otro se ocupa de llevarlo al colegio y ambos deciden sobre cuestiones relativas al colegio, vacaciones, etc. Esta modalidad busca mantener una relación cercana y colaborativa entre los progenitores, a pesar de no convivir.

Mira También Procedimiento Para Solicitar La Actuación De Oficio Del Ministerio Público En Casos De Tortura En Venezuela Procedimiento Para Solicitar La Actuación De Oficio Del Ministerio Público En Casos De Tortura En Venezuela

El deber de comunicación

Si uno de los progenitores tiene el cuidado del hijo o hija, el otro tiene el derecho y el deber de tener una comunicación fluida con su hijo o hija. Esto se conoce como el deber de comunicación, que antes se llamaba "visitas". El progenitor que no vive con el hijo o hija tiene el derecho y el deber de colaborar con el progenitor que sí convive, y ambos progenitores deben informarse mutuamente sobre cuestiones de educación, salud y otros aspectos relacionados con los hijos e hijas.

Consideraciones legales en la determinación de la guarda y custodia

La posibilidad de que el cuidado personal sea ejercido por un solo progenitor es excepcional y debe ser decidida por el juez. El juez debe tener en cuenta diversos factores al tomar esta decisión, entre ellos:

- La edad del hijo o hija.

  • La opinión del hijo o hija, en caso de que sea mayor de edad o tenga suficiente madurez.
  • El mantenimiento de la situación y el centro de vida del hijo o hija.
  • La capacidad de cada progenitor para brindar cuidado y atención adecuados.
  • La existencia de situaciones de violencia o maltrato familiar.
  • Otros factores relevantes para el bienestar del hijo o hija.

El plan de parentalidad

Cuando los progenitores no conviven, tienen la posibilidad de planear cómo van a ejercer el cuidado personal de sus hijos e hijas a través de un acuerdo o plan de parentalidad. Este plan debe contener información detallada sobre el lugar y tiempo en que el hijo o hija permanece con cada progenitor, las responsabilidades que cada uno asume, el régimen de vacaciones, días festivos, fechas significativas para la familia, y el régimen de relación y comunicación con el hijo o hija cuando vive con el otro progenitor. El plan de parentalidad debe ser presentado y aceptado por el juez, y puede ser modificado si las necesidades del grupo familiar y del hijo o hija lo requieren.

Casos excepcionales

En casos excepcionales, aparte de los padres, un pariente puede tener el cuidado personal de los hijos o hijas. Sin embargo, esto solo ocurre en supuestos de especial gravedad y por un plazo de 1 año prorrogable por otro. Estos casos se evalúan de manera individual y se toman en consideración factores como la capacidad del pariente para brindar cuidado y atención adecuados, así como el bienestar del hijo o hija.

Mira También ¿Qué Procedimiento Seguir Para Solicitar Una Inspección Laboral Del Ministro Del Trabajo? ¿Qué Procedimiento Seguir Para Solicitar Una Inspección Laboral Del Ministro Del Trabajo?

Conclusión

La guarda y custodia en el ámbito de las leyes de Argentina se refiere al conjunto de deberes y facultades que tienen los progenitores en la vida cotidiana de sus hijos e hijas. Puede ser ejercida por uno o por ambos progenitores, ya sea de manera alternada o indistinta. Existe el deber de comunicación entre los progenitores y la posibilidad de planear el cuidado personal a través de un acuerdo o plan de parentalidad. En casos excepcionales, un pariente puede tener el cuidado personal de los hijos o hijas. Es importante tener en cuenta que la determinación de la guarda y custodia se realiza considerando el interés superior del hijo o hija y diversos factores legales establecidos por la ley.

Preguntas Frecuentes

1. ¿Qué es la guarda y custodia en las leyes de Argentina?

La guarda y custodia se refiere al conjunto de deberes y facultades que tienen los progenitores en la vida cotidiana de sus hijos e hijas. Es la responsabilidad de cuidar, proteger y tomar decisiones en beneficio de los hijos.

2. ¿Cuáles son las modalidades de ejercicio de la guarda y custodia en Argentina?

Existen dos modalidades principales: el cuidado compartido alternado y el cuidado compartido indistinto. En el primero, los hijos pasan períodos de tiempo con cada progenitor de manera alternada. En el segundo, el hijo reside en el domicilio de uno de los progenitores, pero ambos comparten las decisiones y responsabilidades.

3. ¿Cuál es el deber de comunicación entre los progenitores?

El progenitor que no tiene la guarda y custodia tiene el derecho y el deber de mantener una comunicación fluida con sus hijos. Ambos progenitores deben informarse mutuamente sobre cuestiones de educación, salud y otros aspectos relacionados con los hijos.

4. ¿Qué factores se consideran en la determinación de la guarda y custodia?

El juez toma en cuenta diversos factores, como la edad del hijo, la opinión del hijo si es mayor de edad o tiene suficiente madurez, el mantenimiento de la situación y el centro de vida del hijo, la capacidad de cada progenitor para brindar cuidado adecuado, la existencia de situaciones de violencia o maltrato familiar, entre otros.

Mira También ¿Cómo Cobrar Retroactivos Laborales A Una Empresa Que Cerró Sus Operaciones? ¿Cómo Cobrar Retroactivos Laborales A Una Empresa Que Cerró Sus Operaciones?

5. ¿Qué es un plan de parentalidad?

Un plan de parentalidad es un acuerdo entre los progenitores sobre cómo ejercerán el cuidado personal de sus hijos. Contiene información detallada sobre el tiempo de convivencia con cada progenitor, las responsabilidades que cada uno asume, el régimen de vacaciones, días festivos, entre otros aspectos. Debe ser presentado y aceptado por el juez.

6. ¿Puede un pariente tener el cuidado personal de los hijos en casos excepcionales?

Sí, en casos excepcionales y de especial gravedad, un pariente puede tener el cuidado personal de los hijos. Sin embargo, esto ocurre por un plazo de 1 año prorrogable por otro y se evalúan factores como la capacidad del pariente para brindar cuidado adecuado y el bienestar del hijo.

7. ¿Qué sucede si los progenitores no llegan a un acuerdo sobre la guarda y custodia?

En caso de desacuerdo, el juez será quien determine la modalidad de ejercicio de la guarda y custodia, siempre teniendo en cuenta el interés superior del hijo y los factores legales establecidos por la ley.

8. ¿Puede modificarse el plan de parentalidad?

Sí, el plan de parentalidad puede ser modificado si las necesidades del grupo familiar y del hijo lo requieren. Para ello, se debe presentar una solicitud al juez y justificar los motivos del cambio.

Mira También ¿Cómo Solicitar Una Revisión Del Cálculo De La Cesantía Por Años De Servicio? ¿Cómo Solicitar Una Revisión Del Cálculo De La Cesantía Por Años De Servicio?

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Guarda Y Custodia puedes visitar la categoría Argentina.

¡Más Contenido!

Subir